28 de noviembre de 2007

Georgia O'Keeffe: iris negro

1926 Black iris
Oleo sobre tela 91,4 x 75,9 cm
Colección Alfred Stieglitz
metropolian Museum of Art

Georgia O'Keeffe pinta entre 1918 y 1932 más de200 cuadros de flores en donde las simples flores de jardín como la rosa, la petunia, la amapola, la camelia, el girasol y la begonia ocupan la misma posición que otras más raras como la íride negra o la exótica orquídea. Entre las flores que pintará repetidamente en gran formato destaca el lirio de agua, o cala, que se convertirá para el público en una especie de emblema de la pintora. Así el artista mexicano Miguel Covarrubias en una caricatura de O’Keeffe, aparecida en el “New Yorker” se referirá a ella como “Our lady of the Lily”. Algunos de estos lirios habían atraído la atención de la pintora en la floristería de Lake George: “Empecé a reflexionar sobre esos lirios porque a la gente o bien le gustan mucho o nada. Sin embargo en mi caso no producían ningún tipo de sentimiento”.

En los cuadros de flores de O’Keeffe la consistencia como de cera de un lirio de agua está tan cuidadosamente representada como el tejido aterciopelado de una íride. la colocación del color sobre el lienzo en apretadas pinceladas imperceptibles a la vista, favorece la impresión de firmeza y consistencia material. la imprimación especial de la tela, su suavidad y brillo así como la excelente calidad del lienzo contribuyen a la perfección técnica perseguida en todo momento por O’Keeffe. Sin embargo su preocupación fundamental sigue siendo la simplificación formal de la flor. El lirio de agua, seductor por su sencillez estructural, parece constituir, quizá precisamente debido a este motivo, uno de sus temas favoritos. Sus retratos de flores, de las que respeta siempre sus colores locales, están al mismo tiempo dedicados a determinados colores, como indican los títulos de los cuadros que remiten al rojo de la amapola, o al negro de la íride.

2 comentarios:

Raisa dijo...

Una preciosidad exotica, pero que al primer golpe de vista te hace dudar que és.
Una alegria verte otra vez por aqui.

Raisa

Roxana dijo...

Hola, me encantan los cuadros de O'Keeffe. Me alegro de que a ti también. Acabo de comentar uno de ellos en mi blog.